10 señales para descubrir si tus amigos son realmente tus amigos

Muchas veces conocemos a personas que dicen ser nuestros amigos o amigas pero a la hora de la verdad no aparecen cuando más los necesitas. Por eso te traemos las 10 señales que te ayudarán a descubrir si tus amigos son verdaderamente tus amigos.

1. Confía en ti y tú confías en él/ella:

Te ha contado cosas muy personales y de la misma forma tú le has contado cosas importantes sobre tu vida. Ambos saben que pueden confiar en la otra persona y que sus secretos están a salvo.

 

2. Te consuela cuando estás triste:

Sabes que es un verdadero amigo cuando apenas le dices que estás mal o te sientes triste, inmediatamente te llama o sale corriendo a donde estés para que le cuentes todo. Si le dices a tu amigo que estás mal y no le da mayor importancia, significa que no es un verdadero amigo.

 

3. Molestan y se ríen juntos:

Puedes diferenciar a un verdadero amigo de un amigo cuasi conocido, por la forma en que se tratan. Con tu amigo/conocido guardas distancia y no tienes mucho contacto físico. En cambio, a tu verdadero amigo lo puedes abrazar, pellizcar y pegar a modo de juego, sin que sea incómodo o sin que se moleste. Es casi que una relación de amor y odio en la que ese odio es simplemente una manera diferente de amor.

 

4. No te traicionan:

Esos amigos verdaderos serían incapaces de hablar de ti a tus espaldas y estarían dispuestos a defenderte en cualquier situación. Si crees que alguno de tus amigos habla mal de ti, le cuenta tus cosas a otros o sientes que no le importas, no es tu verdadero amigo.

 

5. Las peleas se solucionan:

Como es natural, a veces puede llegar el día en que te pelees con alguno de tus amigos. Si ninguno de los dos intenta arreglar las cosas, o son muy orgullosos o esa persona no es tu amiga.

 

6. Se preocupa por ti:

Si tu amigo nunca te habla y siempre eres tú quien lo/la busca o cuando tratas de contarle algo importante no te pone atención, déjame decirte que esa persona no es digna de tu amistad.

 

7. Tienen apodos o sobrenombres:

Esta no es una señal necesaria para saber si tienes un amigo de verdad, pero puede llegar a ser importante. Ya que un apodo o un sobrenombre es un signo de que ambos tienen confianza en el otro y no les molesta ser llamados por un apodo. Es más, cada uno le tiene un sobrenombre al otro.

 

8. Comparten grandes recuerdos juntos:

Si piensas en tu amigo, tienes muy buenos recuerdos a su lado, salidas, visitas, borracheras y un montón de cosas que han hecho juntos y que te han hecho muy feliz. Igualmente guardas momentos en los que esa persona te ayudó y te apoyó en cada momento.

 

9. Te apoya en lo que sea:

Desde ir a cambiar un bombillo hasta enterrar un cadáver (no literalmente), un verdadero amigo está dispuesto a apoyarte y ayudarte en lo que sea. Sabes que puedes contar con él en cualquier situación y que, esa persona se quedaría a tu lado pase lo que pase. Te brinda su apoyo en cada proyecto que tienes y siempre está en primera fila con un pulgar arriba.

 

10. Tu familia lo/la conoce y lo/la quiere:

Es fácil reconocer a un verdadero amigo cuando tu familia te pregunta constantemente y también se preocupa por esa persona. Es tan natural su presencia en tu vida que prácticamente es un miembro más de tu familia. Inclusive, tus papás y los de tu amigo/a se conocen y saben que cada vez que vas a su casa es como si estuvieras en tu segundo hogar, tanto así que hasta te tienen una pijama para cuando te quedas a dormir.

 

¿Qué otra señal conoces?

Comments